miércoles, 15 de octubre de 2014

PADRES MONEDAS

Un joven me contaba de que sus padres se separaron y le dije adultos en discordia, niños en soledad se sonrió y es lógico estaba sufriendo las consecuencias.
 Es que la familias de este siglo cambiaron mucho tal vez antes la mamá se aguantaba muchas cosas y no está bien , mas hoy creo que los jóvenes se apresuran a dar vida y luego no saber cómo mantener las estructura de una familia  mamá , papá , hijos juntos .
Y el joven me decía no sé a dónde es mi casa si con papá o mamá o quizá mis abuelos no lo sé… estoy triste en casa siguen peleando por dinero y hasta veces no quiero comer porque según mama mi papa no da ni para la comida y eso duele… , le dije no te preocupes.
Sabes amigo la Lic. Laura Collavini decía: Familias ensambladas. Los míos, los tuyos, los nuestros.
Mil historias y formas.
En estas historias resueltas por adultos en muchas ocasiones los niños sufren en soledad. Porque no siempre hay una anticipación acerca de la vida de ellos, de lo cotidiano.
Es que a ellos poco les importa quién paga su comida, el alquiler o crédito, el colegio y su ropa.
En el ser niño no está el interés esencial por la cantidad y calidad de la vestimenta, las comodidades o el mayor saber.
Al hijo no le importa demasiado quién se ocupa más de él porque no mide el amor en términos de competencia.
Esa mirada es la adulta. La que pone como trofeo al amor filial y recuerda poco las necesidades de un ser en desarrollo.
Es que el adulto en muchas ocasiones mide con necesidades supuestas del hijo los conflictos no resueltos individuales y de la pareja. Confunde el rumbo, porque pierde el eje. Es que el deber y derecho de papá y mamá es estar con su hijo. Ofrecerle lo mejor que pueda para su bienestar físico y psíquico. Ese el eje. Si al adulto le enoja que la pareja no funcione, que él se haya ido con otra o que no pase lo que corresponde en la mensualidad es un problema de los adultos.
“Que se dé cuenta quién es el padre, yo no lo cubro más”. “No le paso más plata, es una yegua”. “Ahora no dejaré que vea a los abuelos, lo lamento mucho”.
“Claro, a mí me toca ser la bruja, a él lo ve sólo para pasarla bien”.
Argumentos desde el resentimiento, que pone en evidencia lo que no se puede resolver internamente. “qué haga lo que quiera de su vida, a mí que me importa, pero con mi hijo no.”
Los niños merecen todo. Y todo es un entorno donde los adultos resuelvan para que el camino sea despojado. Para que transcurra la propia historia.

No tapar la angustia con cosas materiales y pececitos de colores. Merecen un papá y mamá que puedan sentarse a conversar por el bienestar de ese ser. Que puedan buscar ayuda en profesionales de la salud mental, en amigos que puedan acompañarlos a buscar otro recorrido de armonía.
El niño observa claramente cuando los papás hacen el esfuerzo por él. Cuando pueden llegar a acuerdos su cabecita se unifica.
Cuando no hay acuerdos y armonía se pierde niñez y gran parte de lo que ella debería encerrar. La despreocupación de lo obvio. Contar con techo seguro, con solidez de los afectos y la identidad que de ella se construye. Ser hijo, nieto, sobrino, primo y disfrutar de la fluidez de los encuentros.
Conocer las mejores comidas de la abuela y las salidas disparatadas del tío. Los juegos con los primos. Las mejillas coloradas y sucias de corridas hasta la noche. Caer rendidos sin preocuparse si mamá se va a enojar porque papá me llevó dos hs. tarde y no tener que ser papá de mi papá porque se olvida de llamarme.
Es que hay vacíos que no se llenan. Hay cicatrices que cierran feo. Hay fisuras entre los padres que los niños no pueden elaborar. Solo sufren en silencio. Se quiebran por dentro. Hay dos mitades. Aunque el papá no esté, aunque llame cuando se acuerde,
Se trasladan a problemas de aprendizaje, de conducta, sociales, físicos. El dolor sale a la luz como puede.
“Y…mi hijo tiene problemas porque su padre no se hace cargo…”
Muchas veces es cierto. Y también es cierto en ocasiones que a la madre le cuesta darle lugar. Las razones pueden ser muchas. Pero sucede a menudo.
No necesariamente un niño con padres separados debe tener dificultades. Pero lo cierto es que no todos los papás que deciden vivir separados tienen esto resuelto.
Por cuestiones individuales o de pareja, no importa.
“Y bueno…le tocó esta vida”. Escucho a decir a muchos papás. Una vida que puede ser más amena si los papás abren sus cabecitas para que dar lugar a otra mirada.
Vida que también puede ser más agradable para un papá y una mamá que deben hacer lo mejor para modificar historias y para darse el permiso de ser ellos también confortables con sus elecciones.
Alguna vez me dijeron que una pareja que no logra llegar a acuerdos es una relación que no ha sido superada. ¿Será cierto?


Relato de un niño: Papá no vino a buscarme. Otra vez. Mi mamá temprano me dijo que fuera a bañarme. Así lo hice. Estaba contento porque la otra vez mi papá me dijo que me iba a llevar al parque si estaba lindo. ¡Y hoy está precioso! No hace nada de frío y salió el sol. Después le voy a pedir si me compra un pancho. Pero que nos sentemos porque aunque no hablemos mucho a mí me encanta sentarme al lado de él. Es como que quiero ser como él cuando sea grande.
Lo esperé en la vereda un rato largo. Nada. No quería decirle a mi mamá que estaba triste y que tenía miedo que no venga porque iba a empezar a insultarlo y a decir esas cosas feas que dice cuando se enoja.
Ya sé, no es la primera vez. Pero yo no decidí que él fuera mi papá. Ella lo eligió. Por qué no se fijó antes si iba a ser un buen papá para mí. Yo no pedí nacer.
A mí tampoco me gusta que ella diga que hace lo que quiere y que viene cuando se acuerda o cuando esa con la que está lo deja.
No le voy a decir nada pero no me cayó tan mal. Es bonita y me sonrió. No sabía mucho que decir, pero yo tampoco. Me dio un caramelo de su cartera.
Mi mamá dice que le hace juicio porque no se ocupa de mí y que la plata no le alcanza. Dice que su hermano y su mamá son lo que no hay. Y después no quiero escuchar más pero qué sé yo…a mí me gusta estar con mi tío. Me divierto. ¡Y mí tía es buenísima jugando a la escondida! Pero los veo poco. No sé por qué. Me gustaría que me llamen más y que mi mamá no haga tantos líos con la plata.
Cuando llego no digo nada. Ni si me fue mal ni bien. Nada. A mi papá tampoco. Nada. Porque quiero recordar todo así, como se dio. Sin que nadie juzgue lo que hicimos. Ni mamá, ni papá.
Porque a mi papá no le gusta que mire tanta t.v. y se pone a discutir con mamá. Mejor me callo, si pregunta le digo, poco.
A mí me dicen que tengo que hablar y no pegar ¡Pero cómo duelen a veces las palabras de los grandes!
¿No se darán cuenta que nos hacen mal?
Aunque me deje plantado el sábado a la tarde. Lo voy a seguir amando. Porque simplemente es mi papá. A mi mamá también la amo, con todo el corazón y el alma. Es la mamá más linda de todas. Aunque mi papá este con esa chica o con otra yo la voy a seguir amando siempre a mi mamá también. Yo sé lo que ella hace por mí. La veo siempre.
Voy a intentar hasta el cansancio que se lleven bien y que vuelvan a juntarse. Si no pueden vivir juntos aunque sea que se miren y sonrían. Que hablen de mí con orgullo.
Quisiera saber cómo fue eso que algún día quisieron estar juntos. ¿Deberían estar contentos, no?...
Cuanto hay para reflexionar y le dijo al joven paciencia nosotros desgraciadamente o gracias a Dios no elegimos a nuestros padres nos tocan quien sabe ¿cómo? , amigo trata de ser feliz  por qué ser feliz no es una fatalidad del destino, sino una conquista de quien sabe viajar para adentro de su propio ser. Después caminamos en silencio y pensaba como ayudar a este joven de padres que solo saben discutir por monedas.
  
  

viernes, 10 de octubre de 2014

PASEANDO CON MIS PADRES


Hoy me desperté pensando en la vida misma que difícil es olvidar el pasado y preguntarse por qué  las pérdidas duelen tanto, es un huracán que gira adentro, desgarra. rompe todo y los recuerdo vagan en nuestro pensamientos y   al final lo tienes que aceptar,  hablando en silencio con mi mamá y mi papá  les preguntaba a donde estaban que siempre los sentía a mi lado y que parezco una loca contándoles todo y sé que estoy más cuerda que nunca.
Saben pareja bella nunca vi tanto amor tanto respeto eran geniales, aprendí mucho de ustedes tenían la psicología que da la vida solo a los privilegiados  , aquí las cosas marchan bien ustedes lo ven el cielo está cada vez más celeste , el verde se hace más notorio y diferente,  cada día descubro una nueva tonalidad , la brisa todas las mañanas me acaricia el rostro y desparrama mis cabellos al caminar bajo los arbustos , tenías razón papá el aire es tan lindo tempranito se siente fresquito adentro .
Siempre creo verlos en cada pájaro que se posa y me mira sin miedo debe ser la esperanza de no perderles para siempre, mami te cuento que los naranjos están llenos de azahares y el perfume inunda cada espacio, como siempre se escucha el agua correr  por el canal paralelo a casa.
El Famatina está allí majestuoso pero en sus cumbres se puede apreciar   restos de las  nieve  ya no es como antes extrañamos eso.
Cada consejos, nunca lo olvido  y  seguiré tratando de dar ejemplo de amor y bondad, como ustedes    a todo aquel que lo necesitaba.
Ya no lloro tanto  porque siento con el paso de los años  solamente se fue una parte de ustedes, la que yo podía tocar.
Jamás dejará de inspirarme su amor y su recuerdo, es que me sale del alma hacerlo a cada instante,  escribiría un libro y después otro y otro, llenando toda una biblioteca con ellos, rodeándome de sus letras, sus comas, sus puntos seguidos y apartes... y me dormiría con todos y con cada uno de sus títulos, despertándome de nuevo entre ellos, recordando con tierna alegría lo protegida y querida que fui   día tras día.

Mami y papi hasta pronto les amo.-

martes, 7 de octubre de 2014

UN PAPÁ ES...

Como  le explico a un niño que es un papá, si tal vez con los años que  tengo el mío fue diferente pero de una y otra forma lo intente y le dije:



Un papá, lo que se llama papá, es un superhombre, porque puede responder con prontitud una pregunta sobre biología, seguida de una de matemáticas. Es un súper héroe que se disfraza de Superman y se desvela esperando que sus hijos regresen de la fiesta.
Un papá es una combinación extraña de razón y sentimientos, es el que sabe decir no cuando es lo justo y sabe decir sí cuando es lo conveniente.
Un papá zapatea duro cuando cumple con su deber y anda de puntillas en la noche cobijando cuerpitos fríos. Es el único de la casa que persigue un ratón hasta atraparlo, así se muera de miedo por dentro.
Un papá es un higo que parece duro por fuera y es puro dulce en su interior, es un director de orquesta, es el constructor de un nido, es el maestro de la escuela de la vida. Los papás tienen la billetera llena de fotos, de tarjetas, de teléfonos, de citas, de compromisos, menos de dinero.
Un papá tiene mucho de mamá aunque tenga cuerpo de hombre. Si hay que cambiar pañales, los cambia, cuando el hijo llora, él es el refugio, cuando el hijo ríe, él es la compañía.
Ser papá es jugar en la vida el papel de rey, no de un reino; sino del amor, la comprensión y la razón.

Y continúe la charla con este pequeño preguntón,  le di algunos consejos para su mochila: siempre mi pequeño amigo    Demuéstrales a tu papa cuánto lo ama.- Comparte tu tiempo con èl - No dejes pasar la oportunidad de llevarlo en tu mente toda la vida -  No olvides fechas importantes.-  Cuando el este sentado ve y acurrúcate al su  lado tómale la mano dale un gran abrazo y un “Te amo”.

Cristina Scuccia Nun "The Voice" Italy Full Performance - Alica Keys' "N...

EL VALOR DE LA VIDA


EL VALOR DE LA VIDA
Hoy en una de tantas sesiones un joven me dijo que su vida era nada y me asombre, me quede mirándolo y pensé, como hago para que pueda ver que existe la vida que nuestro mundo no es solo tecnología, celular, computadora, como decirle  que es bello vivir, que aunque no es el mundo que siempre anhelamos, eso no nos quite vivir con nosotros mismos, que es maravilloso caminar en calma sentir que el aire acaricia nuestro ser, que hasta entra profundamente a nosotros mismo, que no es bueno retroceder y simplemente le pedí que escuchara y le dije:

 Gracias Dios por lo que tengo
Aunque me tapo los oídos con la almohada
y grito de rabia cuando suena el despertador...
Gracias a Dios que puedo oír.
Hay muchos que son sordos.
Aunque cierro los ojos cuando,
al despertar, el sol se mete en mi habitación...
Gracias a Dios que puedo ver. 
Hay muchos ciegos.

Aunque me pesa levantarme y salir de la cama...
Gracias a Dios que tengo fuerzas para hacerlo.
Hay muchos postrados que no pueden.
Aunque me enojo cuando no encuentro mis cosas en su lugar
porque los niños hicieron un desorden...
Gracias a Dios que tengo familia.
Hay muchos solitarios.
Aunque la comida no estuvo buena y el desayuno fue peor...
Gracias a Dios que tengo alimentos.
Hay muchos con hambre.
El joven me miro y dijo: “cuánto tiempo he permanecido vagando en cualquier irrealidad, suspendido en la nada, sin percatarme de mi existencia”. Me dio un abrazo fuerte y se fue…

viernes, 3 de octubre de 2014

HOLA KATY DE TAMPA EEUU


HOLA KATY:
                      Qué maravilla leerte y aun sabiendo que estas tan lejos en Tampa EEUU, y como es nuestra política te responderé, sabes amiga la vida es complicada y te dejo esta historia:
 En la antigua Grecia, Sócrates fue famoso por la práctica de su conocimiento, con alto respeto.
   Un día un conocido se encontró con el gran filósofo y le dijo:

   -"¿Sabes lo que escuché acerca de tu amigo?"
   -"Espera un minuto,  replicó Sócrates.
Antes de decirme cualquier cosa quisiera que pasaras un pequeño examen.
Es llamado el examen del triple filtro."

   -"¿Triple filtro?"
   -"Correcto," continuó Sócrates.
"Antes de que me hables sobre mi amigo,
puede ser una buena idea tomar un momento y filtrar lo que vas a decir.
Es por eso que lo llamo el examen del triple filtro.

   -"El primer filtro es la verdad.
¿Estás absolutamente seguro de que lo que vas a decirme es cierto?"
   -"No," dijo el hombre, "realmente solo escuché sobre eso y..."
   -"Muy bien," dijo Sócrates. Entonces realmente no sabes si es cierto o no!

   Ahora permíteme aplicar el segundo filtro, el filtro de la bondad.
¿Es algo bueno lo que vas a decirme de mi amigo?"
   -"No, por el contrario..."
   -"Entonces, " continuó Sócrates, "tú deseas decirme algo malo sobre él,
pero no estás seguro de que sea cierto.
Tú puedes aún pasar el examen, porque queda un filtro:

El filtro de la utilidad.
¿Será útil para mí lo que vas a decirme de mi amigo?"
   -"No, realmente no."
   -"Bien," concluyó Sócrates,
"si lo que deseas decirme no es cierto ni bueno e incluso no es útil,
¿por qué decírmelo?" 
Que sabiduría la de Sócrates así debes actuar tú,  más aun cuando los dichos de otra personan afectan al ser que te dio la vida y nunca olvides  que "Mamá" es la primera palabra que articulamos en nuestra niñez  es  esa persona a la que siempre recurriremos en busca de consuelo, de un abrazo, de una palabra de aliento
 Madre e hija Se trata de uno de los vínculos más profundos, más complejos y con más carga emocional del ser humano, pero si la relación es positiva puede resultar extraordinaria.
Decir mamá es dejar que nuestra mente vuele hacia recuerdos añorados, es la tibieza, la sinceridad y la bondad, más aun cuando es una muy buena mamá,  algún día cuando tu hijo te diga mamá lo entenderás mejor.
Amiga sobran las palabras por ultimo te diré que el chisme o rumor es considerado por sabios un triple asesinato, ya que "mata" a tres personas... Uno, al que lo está diciendo, pues está cavando su propia tumba y evidenciando la oscuridad en la que vive; dos, a la persona de la que se habla, ya que no hay nada peor que dañar la integridad de una persona; y tres al que lo escucha, ya que está prestando sus oídos al asesinato de otra persona. Dicen que en realidad, la única persona que tiene el poder de destruir o frenar un chisme, es quien lo escucha al negarse a escucharlo.
Espero que recuerdes siempre a Sócrates. Que tengas un bonito día.-